04 diciembre, 2009

EL DESAFIO MARTHA HEREDIA FRENTE A UN PAUSADO EDUARDO AGUIRRE....


LATINOAMERICAN IDOL
La dominicana deberá controlar las emociones para el reto final.
Por José Tejada Gómez Diario DigitalRD.Com
SANTO DOMINGO, 4 DE DICIEMBRE 2009.-Martha Heredia tiene el carisma y dispone de las herramientas vocales para salir airosa en su desafío final de Latinoamerican Idol, los días 9 y 10 de diciembre, cuando se enfrente al talentoso joven costarricense Eduardo Aguirre.

La espontaneidad de Martha ha sido un arma a su favor. La ha proyectado como una adolescente enfrentada al desafío de lograr un sueño. Cuando cree que el mundo se le viene encima, reacciona como una bebe, y así ha definido su histrionismo escénico, y con su estilo ha hechizado al jurado y a sus fans en Republica Dominicana y América Latina.

Para enfrentarse al costarricense Eduardo Aguirre, de 19 años, uno más que Martha, la dominicana requerirá usar un poco más la cabeza, concentrarse lo suficiente en su show y controlar sus emociones ante el jurado.
La percepción es que ella es la candidata a vencer, que ha recorrido todo el trayecto en la cima del festival que se origina en Argentina y se difunde através de Telesistema, canal 11 en República Dominicana y del canal Sony para America Latina.
Esa principalia de Martha hace que sobre ella recaigan mayores exigencias, probablemente no de sus adeptos, en especial de los dominicanos y latinos que han peleado por semanas ese lugar cimero a través de su mensaje, sino que debe estar presta a cautivar los votos de aquellos que atraídos por el favor de la final del festival se sumen y decidan expresarse valorando no lo que ha pasado, sino lo que acaban de ver en pantalla.

Ya la atención dispersa hacia varios participantes ha terminado. El jurado y el televidente han comenzado a fijar la atención en dos participantes de contraste, no sólo por ser una hembra y un varón los enfrentados, sino por el carácter y temperamento diferentes.
Eduardo es un joven que ha probado tener una voz melódica, con dominio de sus matices, capaz de cautivar como lo hizo en su últimos shows, hasta dejar boquiabierto al jurado y hacer que el público se pusiera de pies.

El costarricense tiene un carisma natural. Canta a media voz, pero logra registros altos impresionantes. Contrario a Martha que es muy espontánea, el costarricense es de un temperamento pausado, y que piensa antes de responder al jurado, y esto último podría ser una buena arma a su favor.

Descarto que por ser mujer Martha tenga alguna desventaja, ella ha logrado lidiar durante todo el trayecto interactuando con hombres y ha podido salir airosa.

Tampoco creo que pueda influir en su elección una razón de mercado, como se pudo haber sospechado si el contrincante de ella fuera el representante chileno Rubén Álvarez, un joven que demostró una gran depuración como cantante en cada show ofrecido.
Martha, al igual que Eduardo, deben encomendarse a Dios y al director musical del festival, ya que este último es el poder detrás del trono, que puede ayudarle al triunfo o a la derrota.
La profesionalidad de la parte musical no ha estado en dudas, ha sido una plataforma ideal para que los jóvenes participantes hayan logrado lucirse y demostrar su talento. Pero puede influir en el resultado final.

El último concierto, que se realizará el miércoles 9 de diciembre, a las 8 p. m. El 10 de diciembre se sabrá, por fin, quién será el nuevo ídolo creado por el programa.