31 enero, 2010

10 ESTADOUNIDENSES DETENIDOS POR INTENTAR LLEVARSE A 33 NINOS DE HAITÍ..

Dos niñas, en un orfanato en Puerto Príncipe. Reuters

'Es totalmente ilegal. Ningún niño puede dejar Haití sin autorización adecuada'
Los detenidos se defienden y dicen que los llevaban a un orfanato dominicano

Reuters Puerto Príncipe
Actualizado sábado 30/01/2010 17:54 horas

La policía haitiana ha arrestado a diez estadounidenses que intentaban llevarse a 33 niños del país, en una presunta trama de adopción ilegal, según han dicho las autoridades del país.

Los cinco hombres y cinco mujeres se encuentran detenidos en la capital después de haber sido arrestados el viernes por la noche. Desde hace días, organizaciones en defensa de la infancia han advertido del riesgo de que traficantes intenten explotar el caos que vive Haití tras el seísmo para organizar adopciones ilegales.

Una de las detenidas, que dice ser líder de una organización estadounidenses llamada New Life Children's Refuge, niega que hayan hecho nada malo. Los sospechosos fueron detenidos en Malpasse, la principal frontera de Haití con la República Dominicana, después de que la policía haitiana realizase un registro rutinario de su coche.

Según las autoridades, los estadounidenses no tenían documentos que prueben que tenían autorizada la adopción de los 33 niños (de entre dos meses y 12 años) por parte de ninguna embajada ni papeles que demostrasen que los niños se habían quedado huérfanos tras el seísmo.
"Esto es totalmente ilegal", ha dicho Yves Cristalin, ministro de asuntos sociales. "Ningún niño puede dejar Haití sin la autorización adecuada y esta gente no tenía esa autorización". Las autoridades estadounidenses no han hecho todavía ningún comentario sobre el suceso.

Una de las detenidas, Laura Sillsby, ha defendido su inocencia desde la celda en la que se encuentra, en la sede de la Policía Judicial de Haití: "Teníamos permiso del gobierno dominicano para llevar a los niños a un orfanato que tenemos allí".

"Tenemos un pastor baptista aquí [en Puerto Príncipe] cuyo orfanato se derrumbó por completo y nos pidió que nos llevásemos los niños al orfanato de la República Dominicana", añadió Sillsby.
"Iba a volver aquí a hacer el papeleo", se explicó. "Nos acusan de tráfico de niños. Esto es algo que nunca haría. No estábamos intentando hacer nada malo".

Además de temer el tráfico de niños, las autoridades han expresado su miedo de que, desde que se produjo el terremoto, organizaciones legales se hayan llevado del país a 'huérfanos del terremoto' antes incluso de que se hayan agotado los intentos de localizar a sus padres.
En consecuencia, el gobierno de Haití ha suspendido muchos tipos de adopciones. No existen cálculos fiables de cuántos niños sin padres o perdidos hay tras el terremoto.