11 julio, 2010

ESPAÑA / HOLANDA: EL FUTBOL TENDRÁ UN NUEVO CAMPEÓN MUNDIAL....

En la final de la Copa del Mundo de Sudáfrica, las dos selecciones buscarán quedarse con el título por primera vez en su historia. Unas 85 mil personas asistirán al Soccer City, el estadio más grande de África

Crédito foto: AFP
Los pronósticos de especialistas favorecen al buen juego de pie que ha mostrado España. También lo hizo el pulpo Paul, que anticipó su victoria. Sin embargo, de acuerdo a las estadísticas, es Holanda quien debería vencer en el partido que pondrá cierre al Mundial 2010.
Y es que la "Orange" ha ganado todos sus partidos con autoridad y ha dejado en ese camino nada menos que a Brasil. Además, ha mostrado una efectividad notable en su delantera, comandada por una de las figuras del certamen, Wesley Sneijder, y que tiene al peligroso tridente ofensivo conformado por Arjen Robben, Dirk Kuyt y Robin Van Persie para definir.

Los dirigidos por Vicente Del Bosque, en tanto, se han destacado por el preciso manejo de balón de sus mediocampistas y los goles de David Villa, quien ha podido sobrellevar la sequía que aqueja a uno de los pilares de la delantera española, Fernando Torres, que aún no ha podido convertir.

Sin embargo, cargan con el recuerdo de haber perdido ante Suiza y sólo conseguir triunfos por un solo tanto en todos los encuentros a excepción del disputado con Honduras, en el que ganó 2-0.
Los dos equipos han alcanzado la final con autoridad, como portadores de estilos definidos y distintos: Holanda, con su proyección vertical y velocidad, y España con el dominio absoluto del juego.

L encuentro será en el imponente Soccer City de Johannesburgo , que estará colmado con casi 95 mil personas y varias celebridades en sus tribunas.
El inglés Howard Webb fue el árbitro designado para este encuentro, como premio de FIFA a su buena labor en sus tres partidos anteriores, entre ellos el que deparó la sorpresiva derrota de España ante Suiza.

Holanda, que va por su tercera chance de ser campeón, va como punto, y hasta el entrenador Bert Van Marwijk asume tal situación.