24 octubre, 2009

EL REGRESO DE MICHAEL JACKSON SERÀ EL MARTES Y DETRÀS DE LA GRAN PANTALLA--



Por Paula Bustamante (AFP) –

LOS ANGELES — Los fanáticos de Michael Jackson cuentan las horas para ver desde una butaca lo que iba a ser el gran regreso del ídolo pop hace cuatro meses, cuando la muerte evitó su retorno a las tarimas dejando grabados un montón de ensayos que el martes se proyectarán en 18 países.

Este espectáculo, titulado "This Is It", quizá restaure la reputación que tenía Jackson como el artista más grande del mundo y ponga otro sello de gloria póstuma: los adolescentes que descubrieron al ídolo tras su muerte y que compran cuanto producto exista del mito nacido en el verano pasado.

"Existía este deseo por tener una visita más con Michael, una experiencia más con él. Es poderoso, es conmovedor, es entretenimiento, es grande", dijo a la revista Rolling Stone estadounidense, Kenny Ortega, director de la cinta y coreógrafo del espectáculo que preparaba Jackson para el 13 de julio en Londres.

Miembros de la familia Jackson y estrellas se esperan en el desfile por una alfombra roja en el teatro Nokia de Los Angeles, donde se realizará la primera proyección de las más de 15 premiere simultáneas de este documental que llegará a los cinco continentes.

Argentina, Uruguay, Chile, Colombia, España, México y Brasil figuran en la lista de países que verán el documental entre el 27 y 30 de octubre.
La cinta, que lleva el mismo nombre que la gira que preparaba Jackson incluye cientos de horas de ensayos y tomas tras bastidores, capturadas en alta definición con sonido digital tal como el fallecido artista estaba preparando su gran regreso.

Kenny Ortega, quien dirigió el musical de Disney "High School Musical 3: Senior Year", anticipó que "el mundo verá lo que este equipo tuvo la fortuna de vivir, con el pleno compromiso, la pasión y la creatividad que Michael puso en este proyecto".
Pero como todo lo que rodea a Jackson no se salva de polémica, el viernes un grupo de seguidores lanzaron una protesta en internet sobre la película alegando que el filme esconde la verdad sobre los últimos días del artista.
Los fans aseguran que "This Is It" ofrece una visión distorsionada de la condición del cantante, fallecido el 25 de junio de un paro cardiaco a los 50 años por una mezcla letal de sedantes recetados.
La fuente de esta protesta son los cortes del documental promocionados por los productores, donde el cantante de "Thriller", que antes de su fallecimiento vivía recluido entre excentricidades, aparece con las dotes coreográficas tan intactas como en sus tiempos del "moowalk".

En esos adelantos se puede ver al artista negro que se blanqueó la piel y perfiló su nariz hasta casi desaparecerla, en pleno dominio de su cuerpo y su voz cantando "Human Nature", aunque muy delgado.
"Tuvimos un fuerte instinto de que esto podría ser un evento cultural, a pesar de que ninguno de nosotros había visto las imágenes (de los ensayos grabados) antes de concluir el acuerdo", reveló el presidente de producción de Sony, Doug Belgrad al diario Los Angeles Times.
El estudio habría pagado 60 millones de dólares por los derechos de estas grabaciones de los ensayos del Rey del Pop.

Sony dijo que un "número sin precedentes" de las proyecciones en Estados Unidos se vendieron y en otras ciudades como Londres, Sydney, Bangkok y Tokio la demanda fue similar luego que salieron los boletos a la venta el mes pasado.
En Londres, el distribuidor Vue Entertainment dijo que la película vendió 30.000 entradas en 24 horas, una demanda que superó a éxitos como "Harry Potter" y "El Señor de los Anillos".
Jeff Bock, analista de taquilla de la firma Exhibitor Relations, dijo a la AFP que la película podía superar las cifras que ha arrojado Elvis Presley tras su muerte.

"Esto es más una conmemoración que una película", opinó Bock. "Creo que podría estar buscando entre los 70 a 100 millones de dólares solo en los cinco primeros días en la salas, lo cual es extraordinario para este tipo de película".
Por esta razón Bock es escéptico frente al plan de Sony de limitar la proyección de este documento a solo dos semanas en todo el mundo: "No me creo eso ni por un segundo".