02 abril, 2010

ENCUENTRAN EN LONDRES UN DOCUMENTOS CON EL ACTA DE LA FUNDACIÓN DE HAITÍ EN 1804.....

HISTORIA Perdida hace 206 años
Una pintura 'naíf' muestra a Jean-Jacques Dessalines cabalgando. Arhivo
Rui Ferreira Miami
Actualizado jueves 01/04/2010 17:34 horas

Se acaba de resolver uno de los grandes misterios de la historia haitiana. Una estudiante canadiense de la Universidad de Duke, encontró en Inglaterra el único ejemplar conocido del acta de independencia del país caribeño.

El documento de 8 páginas, fue descubierto en Londres en el Archivo Real, en el interior de una carpeta con documentos que fueron propiedad de un oficial de Su Majestad Británica, estacionado en Jamaica, y que fue testigo presencial de la independencia haitiana el 1 de enero de 1804.

Además de Haití, la búsqueda se extendió a Estados Unidos, Jamaica e Inglaterra
Haití, fue el primer país de Latinoamérica en lograr su independencia tras una revuelta de esclavos contra el colonialismo francés, dirigida por Toussaint l’Ouverture y Jean-Jacques Dessalines.

El documento encontrado por la estudiante e investigadora Julia Gaffield, no es el acta original de independencia, sino una edición del texto impreso en los talleres del primer gobierno haitiano, días después de la independencia. Pero constituye el único documento original y oficial que se conoce que certifica la independencia de Haití.


“Lo primero que me llamó la atención fue que arriba en la portada decía, ‘Liberté ou La Mort’ (libertad o la muerte). Pero no tuve dudas de que era un documento oficial, cuando en la última página encontré escrito ‘Imprenta del Gobierno’. No hay duda, es un documento oficial”, dijo Gaffield al The New York Times.
Portada del documento.
Su autenticidad fue confirmada, además, por cartas y otros papeles encontrados a lo largo de la investigación, que llevó a Gaffield a buscarlo en Haití, Estados Unidos, Jamaica hasta llegar a Inglaterra.

Todo comenzó el año 2004, cuando la investigadora dice que se enamoró de Haití tras llegar al país a raíz de la expulsión del poder del ex presidente Jean Bertrand-Aristide.
Enterada de que el acta de independencia había desaparecido hacia mucho, Gaffield se dio a la tarea de encontrarla junto a intelectuales haitianos y comenzó a buscarla en todo lo que era archivo, iglesias, bibliotecas privadas o la nacional haitiana.

Buscó en la biblioteca de la Universidad de Duke, en Carolina del Norte, que dispone de un importante legajo de documentos haitianos, hasta que en los Archivos Nacionales de Jamaica, en Kingston, encontró una carta de un oficial británico, dirigida al entonces gobernador de la colonia, informando de la situación tras su regreso de Haití.

“En la carta escribió, ‘aquí está [anexo] un documento interesante que me dieron en Haití’ y añadió que cuando recibió el acta ‘ni hacia una hora que había salido de la imprenta’ ”, contó la investigadora canadiense. Sin embargo, en el archivo jamaiquino no había otro documento.
El 2 de febrero de este año, poco más de 15 días después del seísmo, Gaffield decide hacer un último intento y vuela a Londres al Archivo Real, en busca de cualquier referencia al oficial británico en cuestión, y comienza a buscar dentro de la documentación archivada allí, relacionada con la historia de Jamaica en la época de la independencia haitiana.

Y, de repente, alrededor de la página 100 de un grueso volumen encuadernado en cuero con la documentación oficial del gobierno de Jamaica de 1804, sale a relucir un grupo de páginas amarillentas y delicadas.

“Era lo que buscaba”, dijo Gaffield.
Dessalines imprimió el texto después que proclamó la independencia en un discurso
Hasta el momento, la referencia más antigua que los haitianos disponían de su acta de independencia, es una transcripción del documento en un libro de historia del país, escrito en el siglo XIX por el historiador Thomas Madiou. Aún así, la investigadora canadiense se percató que el historiador cometió dos errores al transcribir igual número de palabras.

El descubrimiento del documento tuvo su impacto entre los historiadores haitianos.
“No deja de ser un poco extraño que el documento de fundación del país haya sido encontrado en estos tiempos del seísmo. Lo estuvimos buscando durante mucho tiempo”, comentó Patrick Tardieu, de la biblioteca de Los Padres del Espíritu Santo, en Puerto Príncipe.

El mayor esfuerzo de búsqueda del acta de independencia se realizó en 1952, pero sin resultados, pese a que la búsqueda se extendió a Francia y Estados Unidos.
Cuando Gaffield descubrió el documento, comunicó el hallazgo a sus profesores en la Universidad de Duke. Todavía no salen de su asombro.
“Es un tesoro perdido. Esto es el primer ejemplar directamente conectado con el gobierno haitiano”, dijo Deborah Jenson, profesora de francés de la Universidad de Duke.
En su opinión, el encuentro del documento tardó mucho porque, posiblemente, las búsquedas no estuvieron bien orientadas, ya que lo más probable es que no exista un acta en sí, con la firma de los fundadores del país, sino que Dessalines proclamó la independencia en un discurso y, posteriormente, mandó a imprimir el texto.