16 noviembre, 2010

EL PRIMER CONTACTO GENÉTICO ENTRE EUROPEOS Y AMERICANOS SE PRODUJO CINCO SIGLOS ANTES DE COLON...

Los vikingos habrían llevado a una mujer amerindia hasta Islandia y su linaje sigue presente en ese país
EL PAÍS - Madrid - 16/11/2010
Los genes dan razón a quienes sostenían que los vikingos se adelantaron a Colón en el continente americano, que esos habitantes del norte europeo ha habían viajado por allí. Los restos arqueológicos y las tradiciones literarias lo indicaban pero ahora es el ADN el que desvela un contacto precolombino, aproximadamente cinco siglos antes de la llegada del descubridor oficial de América.
La clave de la investigación genética está en cuatro familias de Islandia, integradas actualmente por unas 80 personas, en las que se ha identificado, mediante análisis de ADN, un linaje amerindio. Se sabía que los genes de los actuales islandeses procedían de los países escandinavos, de Escocia y de Irlanda, "pero se desconocía que el origen fuese más lejano", explica el CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas), al que pertenece uno de los grupos investigadores. El descubrimiento se presenta en la revista Journal of Physical Anthropology.
"El poblado vikingo descubierto en L'Anse aux Meadows, en Terranova (Canadá) y texto medievales islandeses, como la Saga de los groenlandeses y la Saga de Erik el Rojo, escritas en el siglo XIII, apuntan a que estos incansables exploradores comenzaron a llegar a la costa norteamericana a partir del siglo X", explica un comunicado del CSIC.
Los científicos dicen que fue una mujer la que llevó los genes amerindios a Islandia porque el linaje encontrado en las cuatro familias islandesas, denominado C1e, es de la mitocondria, un orgánulo de la célula, externo al núcleo e implicado en los procesos de producción de energía, que se hereda exclusivamente por vía materna.
"Como la isla quedó prácticamente aislada desde el siglo X, la hipótesis más factible es que estos genes correspondiesen a una mujer amerindia que fue llevada desde América por los vikingos cerca del año 1000", explica Cales Lalueza-Fox, investigador del Instituto de Biología Evolutiva (CSIC-Universidad Pompeu Fabra). "Curiosamente", añade, "este hecho habría permanecido oculto porque esta mujer sería un personaje anónimo". La investigación se ha realizado en colaboración con la Universidad de Islandia y la empresa farmacéutica Decode Genetics, ambas de Reikiavik.
Hace cuatro años se descubrió en cuatro islandeses el linaje mitocondrial C, típico de los indígenas americanos y del Este de Asia, y ausente en Europa. "Se pensó en un primero momento que procedían de familias asiáticas establecidas recientemente en Islandia, pero cuando se estudiaron las genealogías familiares, se descubrió que las cuatro familias provenían de cuatro antepasados situados entre 1710 y 1740 y que procedían de la misma región del sur de Islandia", añade Lalueza-Fox. Este hallazgo fue el punto de partida de la investigación que ha llevado a la mujer que viajó con los vikingos hace mil años.